21 de febrero. Vicente Pérez Naranjo: Secretos de la trama de la vida | clubforo7.es

Pérez Naranjo y la Trama de la Vida.

Ninguna de las conferencias del Dr. Vicente Pérez Naranjo  deja indiferente a nadie. Aunque se utilicen terminologías un tanto farragosas, él las hace entendibles en un lenguaje incluso para un público inexperto.

La voluntad, la intención, la comunicación, la Sincronicidad, los mundos anímicos y mágicos, nuestra relación con el Cosmos, con el resto de los seres humanos y con nosotros mismos. Una charla inolvidable para los socios del Club Foro 7, que el propio Pérez Naranjo resumía así:

Queridos amigos:

Los seres humanos somos un producto ó una creación según queramos aceptar fruto de miles de años de evolución ó de la actualización de un Espíritu Divino que tiene a bien experimentarse a SI Mismo a través de una actualización de su Potencia que nos resulta imposible de abarcar en su numinosidad.

Estamos aquí para dar fe de nuestra existencia y el objetivo de ésta charla ó comunicación es pergeñar algunos de esos secretos de la trama de la vida que podemos testificar desde nuestra función de observadores privilegiados y a la vez implicados, sujetos a las leyes ineludibles que nos gobiernan y a la vez herederos de un supuesto libre albedrío que nos enseñó el camino del alma en su retorno a través del espectro transpersonal a reencontrarnos con el Espíritu, en éste caso “Santo”, con el que queremos identificarnos para vencer el miedo que en su momento produjo la dualidad y la separación debido a un supuesto pecado primordial si bien no sabemos exactamente cómo ni porqué sucedió.

Nos vemos aquí y ahora sujetos a la dualidad primera que nos disoció de la No dualidad primigenia, Vacuidad ó Divina Providencia y  que nos reconoce como individuos frente a otra realidad que llamamos mundo, Dios ó como queramos etiquetarla a través de los entresijos y servidumbres del lenguaje.

Hoy, en éste momento somos más que nunca buscadores y como expresión de disciplina anhelamos un gurú perfecto del cual hacernos discípulos y entregarnos sin ambages a la libertad que nos fue robada en el momento de la sedición del Alma apenas emergía del cuerpo animal que el orfebre Destino nos proveyó en su fragua.